Sin embargo, esta situación amenaza de manera

Después del terrible accidente que protagonizó Mick Schumacher en la clasificación del Gran Premio de Arabia Saudita de Fórmula 1, Haas ha salido para señalar el costo aproximado que tendrán que desembolsar para reparar el auto del hijo del heptacampeón, quien afortunadamente salió bien librado, a pesar de que el auto quedó como chatarra. Al querer alzar el monoplaza, la grúa solo delató lo terrible de la situación, ya que este se partió por la mitad y parecía solo un montón de chatarra. Sin embargo, Haas está dispuesto a reparar el VF-22, aunque no le saldrá nada barato, ya que de acuerdo a los cálculos que realizaron tendrían que gastarse entre medio millón y un millón de dólares. “ Creo que el coste sigue siendo bastante alto porque toda la suspensión se ha roto. No sé cuánto dinero, pero con estos coches, entre la caja de cambios, todo el chasis, los conductos del radiador, diría que costará repararlo entre medio millón de dólares y un millón“, señaló Guenther Steiner, jefe de la escudería estadounidense. Sin embargo, esta situación amenaza de manera importante el presupuesto del equipo, el cual es limitado, por lo que Steiner advirtió que si ocurre otra situación como esta Haas podría comenzar a registrar grandes pérdidas. “ Tenemos una cantidad apartada, pero en un equipo de carreras nunca puedes apegarte a tu presupuesto como en un negocio comercial normal, porque existe este riesgo. Obviamente tienes reservas, pero si sufres dos o tres como este, rápidamente tu contingencia desaparece y llegan las pérdidas. Así que solo tienes que administrar tus recursos. No obstante, espero que no tengamos muchos más accidentes”.
Artículo Anterior Artículo Siguiente